Radio Swing Latino
Desde Jaén para Cajamarca, el Perú y el Mundo. 92.9FM - 94.5FM - 101.5FM - 93.9FM.

Más de 1.500 damnificados en Moquegua, Arequipa y Tacna por huaicos

0 559

Emergencia por fuertes lluvias. En Moquegua, los agricultores piden ayuda para proteger lo que les queda de cultivos y animales; en Tacna se reubicarán a los pobladores de Mirave; y en Arequipa peligra el inicio de clases de 2 mil niños del distrito de Aplao. El Gobierno evalúa creación de nueva Autoridad de Reconstrucción del Sur.

Hasta el momento, los deslizamientos de lodo y piedras han dejado a 1.500 familias damnificadas entre las regiones de Arequipa, Moquegua y Tacna.
none
Emergencia. Pobladores de la localidad de Mirave (Tacna) deberán ser reubicados lejos de quebradas. Están de acuerdo.
none
Visita. El presidente Vizcarra estuvo en las zonas afectadas de Moquegua con autoridades.
none
Destrucción. En Moquegua, decenas de familias han perdido sus viviendas. Piden ayuda.
none
Rescate. Menor fue hallado con la vida por la PNP tras huaicos.

“Si me hubiese quedado (en casa), ya no estaría aquí, ni tampoco mis hijos”, cuenta Juana Condori Vargas, una agricultora que mira con tristeza lo que le queda de sus árboles frutales en Moquegua.

Eran las 5:30 de la mañana del viernes último cuando ella, junto a su esposo Hugo Cruz y sus tres niños, estaban en la cocina. De pronto, el río Tambapalla se desbordó por encima del puente e ingresó a su casa. La mujer agarró entonces al más pequeño y salió con sus hijos. En su huida, vio cómo la fuerza del agua se llevó a sus corderos, cuyes, gallinas y su huerto de palta, mango y limones. Todo fue inevitable.

Ella es una de las miles de víctimas de los huaicos desatados, en la última semana, en el sur del país. Hasta el momento, estos deslizamientos de lodo y piedras han dejado a 1.500 familias damnificadas entre las regiones de Arequipa, Moquegua y Tacna. Si bien la ayuda humanitaria del Gobierno central y los gobiernos regionales van llegando a las zonas afectadas a través de helicópteros o carretera, aún es insuficiente.

En Moquegua, los agricultores de todo el valle de esa región piden ayuda a las autoridades para proteger lo que les queda de cultivos y animales.

En pueblos de la zona andina requieren de maquinarias pesadas para restablecer vías destruidas. Hay algunos sectores como Amata, en el distrito de Coalaque, así como anexos de Ubinas, que están aislados. El gobernador regional, Zenón Cuevas, ya pidió ayuda.

En la zona urbana de Moquegua hay desabastecimiento de agua potable. Los sistemas de captación para las plantas de tratamiento fueron destruidos por el desborde del río Moquegua. Los vecinos del Cercado y los centros poblados de San Antonio, San Francisco, Chen Chen, Los Ángeles y Pampa Inalámbrica, así como del distrito de Samegua y del puerto de Ilo, no tienen este servicio.

Según el gerente comercial de la Entidad Prestadora de Servicios (EPS) Moquegua, Raúl Linares, se está tratando de dotar de agua a través de cisternas, pero hay zonas desesperadas por el elemento vital.

El presidente Martín Vizcarra realizó ayer una nueva inspección a zonas afectadas y en su visita orientó al gobernador Zenón Cuevas y a los alcaldes sobre cómo priorizar la atención de servicios básicos, como agua y energía eléctrica, así como del restablecimiento de la transitabilidad. En ese marco, insistió que usen todos sus recursos e, incluso, el adelanto del 60% del canon minero.

Moquegua ha quedado incomunicada con Tacna y Arequipa al afectarse el puente Montalvo, uno de los más importantes de la región.

Por eso, el Gobierno tratará de rehabilitar en 48 horas una vía alterna a través del puente Yaravico para conectar a Moquegua con Arequipa y Lima. El viaducto está ubicado en la zona baja del valle y servirá como una inmediata solución hasta que dure la reconstrucción de un puente provisional o Bailey sobre el Montalvo.

Vizcarra precisó que hoy, en reunión de Consejo de Ministros, se evaluará la creación de una Autoridad de Reconstrucción del Sur que podría darse después de las lluvias.

En Tacna y Arequipa
“Mirave ha desaparecido sepultado por el huaico”. Esas fueron las palabras de la prefecta regional de Tacna, Anyela Cueto, cuando llegó a este pueblo del distrito de Ilabaya.

Los huaicos han dejado a la intemperie a 420 familias que requieren ayuda inmediata, como carpas, bienes de abrigo, agua, alimentos y enseres.

Hasta ayer había cuatro desaparecidos, de los cuales uno apareció vivo y otro muerto (un niño de 4 años). “Estamos a la espera de encontrar dos cuerpos más, pero no habría más personas desaparecidas”, según dijo.

Cabe destacar que otro deslizamiento se desató el sábado en la zona baja de Mirave, pero afortunadamente los pobladores ya habían sido evacuados. Muchos de ellos se ubicaron en las laderas o en el techo de sus viviendas.

En cuanto a Tacna, el presidente Martín Vizcarra aseguró que lo que queda es reubicar a todo el pueblo de Mirave, ya que ha quedado totalmente inhabitable. Y es que estas 420 familias vivían en una quebrada. “Ahí la solución es ubicar a la ciudad en un nuevo sitio’’. Para ello, señaló que el alcalde del centro poblado y los vecinos están de acuerdo con la decisión. Mientras tanto, recibirán asistencia humanitaria.

En Arequipa, familias del distrito de Aplao, provincia de Castilla, están alojadas en hoteles municipales, carpas instaladas en canchas deportivas y en un colegio. Los pobladores realizan ollas comunes con alimentos entregados como donaciones. Unas 500 personas lo han perdido todo.

Clases en riesgo
Militares del Batallón de Infantería Blindada N° 13 vienen realizando trabajos de limpieza en calles. El Gobierno Regional de Arequipa abastece de agua potable a los pobladores, según el último reporte del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN). Sin embargo, esto aún es insuficiente.

La emergencia en Aplao pondría en riesgo el inicio de clases de 2 mil escolares. La Gerencia de Educación de Arequipa informó que los huaicos afectaron las vías de acceso que dan hacia colegios que están ubicados en la provincia de Castilla. Hoy realizarán un informe de la estimación de riesgos para ver qué se necesita.

En Cusco
En tanto, las autoridades de Defensa Civil Cusco exhortaron a los municipios a asumir medidas preventivas ante el posible desborde del río Vilcanota, ya que su caudal ha aumentado tras las lluvias.

El viernes, las precipitaciones provocaron el desborde del río Lucma, que a su vez generó un huaico en el centro poblado homónimo, en el distrito de Vilcabamba, provincia de La Convención. Las lluvias no dan tregua al sur del país.

En Áncash y Huánuco hay más afectados
– En el distrito de Quillo, provincia de Yungay, Junior Frank Ascencio Cancha se dirigía a bordo de su auto Station Wagon desde Quillo hacia el centro poblado de San Roque cuando se salvó de ser arrastrado por un huaico debido a la activación de una quebrada por las intensas lluvias en Áncash.

– En en el distrito de Pira, provincia de Huaraz, una vivienda de material rústico se derrumbó, según el Centro de Operaciones de Emergencia Regional.

– En el distrito de Llacllin, provincia de Recuay, se continúan realizando trabajos de rehabilitación y recuperación de la carretera de penetración Llacllin–Chaucayan, afectada por un huaico. Tras el desastre, quedó bloqueado el tránsito hacia los distritos de Cotaparaco, Tapacocha, Alpacocha y Pararin.

– En Huánuco, el huaico registrado en el distrito de Tomay Kichwa, provincia de Ambo, afectó el 100% del sistema de agua potable y ocasionó el colapso de tres casas, precisó el Instituto Nacional de Defensa Civil (Indeci).

– La masa de lodo y piedras afectó también otras tres viviendas, 0.05 kilómetros de carretera y dos hectáreas de cultivos.

Obligación
– Ante la situación de emergencia por la que atraviesa el sur del país, el Organismo Supervisor de la Inversión Privada en Telecomunicaciones (Osiptel) recordó a las empresas operadoras de telefonía fija y teléfonos públicos que están obligadas a brindar servicios gratuitos de llamadas y mensajes de texto a los usuarios de las zonas golpeadas por los huaicos. Esto, precisó, se debe dar por un periodo de 48 horas o más.